#NationalStressAwarenessDay

Hoy 7 de noviembre, la Asociación Internacional para el Manejo del Estrés (ISMA), por sus siglas en inglés, celebra el “Día Internacional para la concienciación sobre el estrés”.  ¿Por qué quiero hablarte de esto?  Primero porque estoy consciente de que soy un ser humano antes que todo y segundo porque quiero que tú también te hagas consciente de todo lo que haces y por qué lo haces.  Así sabrás cuándo y cómo actuar ante momentos de estrés en tu vida.  Quizás pienses que “como trabajo desde casa” no paso estrés ni tengo momentos de “crisis existenciales”.  Pues, te cuento que sí.  Son parte de nuestra vida porque no importa lo que hagas siempre tendrás una responsabilidad que implica tu compromiso y dedicación.  A veces se maneja con mucha calma, y en otras ocasiones todo se sale de control.  Afortunadamente hay muchas cosas que podemos hacer para evitarlo o minimizarlo.

En septiembre ofrecí mi primer taller presencial a un grupo de mujeres excepcionales.  El proceso para la preparación del taller y todo lo que eso requiere fue complejo, ya que la mayor parte del tiempo trabajo sola y era la primera vez que estaría manejando ese tipo de proyecto por mi cuenta.  Así que, el estrés llegó y permaneció hasta unas semanas antes del evento.  ¿Qué hice para manejarlo?  Primero fui muy consciente de que lo estaba experimentando, lo acepté y establecí un “plan” para contrarestar sus efectos, que son mayormente negativos.  El plan consistía de lo siguiente:

  • Hacer rutina de yoga básica en la mañana de 10 a 20 minutos
  • Escuchar música que me gusta y me motiva, pero un “playlist” específico (no cualquier música)
  • Declarar una afirmación positiva diaria (compartirla es opcional, pero lo hago porque puede ser la inspiración de alguien más)
  • Hacer ejercicio cardiovascular (30 minutos) de 2 a 3 veces en la semana
  • Desconectarme un poco de las redes (solo publicaba lo que tenía en calendario, no pasaba horas mirando los “stories” de nadie ni “scrolling down”)

¡Y lo logré!

El día de mi taller estaba super relajada, muy feliz y bien segura de que todo iba a salir como yo lo quería.  Para poder lograrlo tuve que hacer unos ajustes en mi rutina diaria y bajarle 4 a los pensamientos, mensajes y personas tóxicas que siempre andan cerca buscando a quién dañar.  Te digo esto porque no importa si trabajas en una empresa o por tu cuenta, para poder ser una profesional exitosa deberás lidiar con muchos retos incluyendo el de manejar el estrés sabiamente.  Ahora que ya estoy consciente de lo que puedo hacer para calmarme en momentos de mucha intensidad, lo sigo haciendo y le añado nuevas prácticas para continuar mejorando.

Recientemente leí un artículo que compartió un amiga en Facebook sobre la historia de una mujer que “pidió una licencia para cuidar de su salud mental” y, aunque me sorprendió mucho la respuesta del jefe, me alegró saber que aún hay personas con un lado humano consciente y justo.  Lee el artículo completo aquí.  Mi invitación para hoy y siempre, es que te tomes el tiempo para reflexionar sobre las cosas que haces y reconfirmar tu por qué.  Solo así podrás estar en control de tus emociones y manejarás tus momentos de estrés con mayor eficiencia.

Correr bicicleta y disfrutar de la naturaleza es una buena opción

Si te gustó este contenido compártelo con tus amigos, colegas y familiares para que también se beneficien.  Compartir algo positivo es una manera de liberar el estrés y nos convierte en mujeres grandiosas y conscientes.  Aquí te dejo varios enlaces de interés sobre el tema del estrés y otros relacionados.

Logremos una vida en control…no libre de estrés.

 

Para más información sobre los talleres que ofrezco, haz clic aquí.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>